Bogotá, Colombia • Martes, 21 de octubre de 2014
Mis libros libres|Acuerdo humanitario|Derecho a los derechos

El derecho a los derechos

Se observa una persona herida. Todos corren en compañía del afán de la ciudad; ninguno se detiene a brindar apoyo. Corre el tiempo a velocidad de flecha, mientras tanto esta persona pide ayuda; su vida corre peligro. Alguien se acerca y decide auxiliarlo.

El hombre, mediante Asamblea General de las Naciones Unidas en el año de 1.948, aprobó la Declaración Universal de Derechos Humanos, la cual fue distribuida y llevada por los territorios para ser conocida sin distinción alguna. En ella se encuentran escritos y una serie de artículos que buscan el reconocimiento de las Naciones, en bien de proclamar y garantizar los derechos inalienables del ser humano; en efecto, no se puede renunciar ni desistir de ellos, porque son propios de la persona humana.

Pero, ¿qué tanto se respeta esta Declaración Universal de Derechos Humanos?, ¿sí se aplican los distintos tratados, estas herramientas internacionales que han buscado por años "proteger" normativamente el cumplimiento de los derechos?. Los derechos humanos, los que no distinguen raza, nacionalidad, creencias, sexo y otras diferencias, actualmente se demuestra que no son respetados, ni se defienden como la norma jurídica y humana lo merecen y por ende, se pierde la posibilidad de garantizarlos.

Eleonor Roosevelt leyendo la Declaración Universal de Derechos del Hombre en 1.948

Eleonor Roosevelt leyendo la Declaración
Universal de Derechos del Hombre en 1.948

A pesar que han corrido ya cincuenta y nueve años desde su aprobación, la influencia del conflicto de muchos países básicamente, son la piedra angular para que no se reconozcan y se reciba una innumerable violación frente a los Derechos Humanos. Cada día, distintos países sustentan acciones para fortalecer el cumplimiento y dar a conocer estos derechos; a través del tiempo se han tratado de difundir en las escuelas, en las instituciones educativas, en distintas entidades, gremios, pero la realidad es otra y el objetivo es difícil de alcanzar.

Según Amnistía Internacional, dentro de las principales causas de violación de los Derechos Humanos se encuentran entre otros la subcultura, el subdesarrollo, la pobreza extrema, las desigualdades en cuanto a la distribución de recursos, las insatisfacciones sociales, la marginación, la violencia y los conflictos armados.

Derechos como el derecho a la vida, derecho a la libertad, a la dignidad, a la seguridad de la persona, a la protección, a la salud y otros, son diariamente violentados por agresores de distintos sectores con mentes aturdidas por el odio, el rencor, la deficiencia en su nivel de cultura y por la ignorancia que a estos mismos agresores les suma el no saber diferenciar hasta donde llegan sus derechos frente a los de sus semejantes.

En la promoción por el respeto a los Derechos Humanos, los Estados deberían ser los protagonistas en cumplir el texto universal y actuar de acuerdo a sus normas; desafortunadamente es un tema de solo mención, de lectura, de análisis y al chocar con la realidad es evidente que los mismos Estados no cumplen estos tratados, mucho menos se podrá esperar que los ciudadanos garanticen su cumplimiento. Aunque vulnerados, se debe seguir creyendo en ellos y promoverlos es deber general, independiente de la nacionalidad a la cual se pertenezca y al grado de diferenciación entre una nación u otra.

Un artículo de Susy Abitbol Arenas

Comentarios (0)

Agregar comentario

Compartir en Facebook, Google Bookmarks, Del.ici.us, My Web Yahoo! Agregar página a sus favoritos Enviar a un amigo
Compartir en Facebook Compartir en Google Bookmarks Compartir en del.ico.us Compartir en My Web Yahoo!
¿Cuánto sabe de la historia de Bogotá?

BogotaMiCiudad.com es el portal de los habitantes de Bogotá, Colombia.
Ofrece servicios de proximidad y de información concreta a quien vive o pasa por la capital de Colombia.
Propone una visión positiva y activa sin embargo realista del diario vivir en Bogotá, Colombia.